Una escena como esta no puede salir bien. ¿En qué cabeza cabe que la madre se meta en la cama de su hijo donde está durmiendo con su esposa y se ponga a tocarle la polla? Parece que la divorciada tiene ganas de rabo y ya no sabe qué hombre follarse, así que le manosea a él porque en parte le recuerda mucho a su ex-marido. Pero lo que no saben es que la mujer se ha despertado y está masturbándose mientras lo escucha todo a la vista de que también es una buena puta de cuidado que haría un trío con ellos sin dudarlo.

(130190)

Category:

Madres e Hijos

Dejar un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*